Temblor de manos.

Zim, al mediodía, escribió:

-¡Te temblaban las muchísimo las manos!
-Claro, era un día importante. (Leer más…)