Prohibido tocarte

Zim, por la mañana, escribió:

-¿Porqué no podras llevarme a mí? ¿Estás enamorada de mí?. A veces me parece que te morís de ganas, te encantaría que te metiera una mano entre las piernas, que te manoseara las tetas ¿eh? ¡muerte puta!
-Un poeta hablando como un camionero. O sea ¿que estas creciendo? Si no te llevo es porque aun decís algunas palabras que impiden que te lleve y mientras la sigas diciendo tengo prohibido tocarte.
-¿Qué palabras?
-Con el correr del tiempo, las vas a ir olvidando, y ahí vas a quedar en mi poder. ¿Ya la encontraste?
-¿A quién?
-A la que vuela…
(Leer más…)